Tu Iglesia-Congregación En El Internet

Cuando llegué aquí el Señor ya estaba

6-Noviembre-2011

 

 

 

 

La Promesa del Señor a los que le Aman es Calles de Oro, Mar de Cristal, Mansiones Celestiales, no más llanto, ni lágrimas, sino Gozo y Paz en la Presencia del Señor Dios Todo Poderoso.